Dora Tilli (1977) nació para hacer ciencia y sin embargo su más íntimo deseo es ser artista. Durante su adolescencia participó en las Olimpíadas de Matemática, Física, Química e Informática. Luego estudió Matemática y Física en la Universidad de Buenos Aires y Psicología en la Universidad Favaloro. Desde hace años da clases en el CBC de la UBA.

Dora Tilli y el aliento.jpg

En su infancia hizo danzas clásicas y luego un poco de flamenco. Aunque bastante sorda, ama la música desmedidamente y a lo largo del tiempo fue tomando cursos de piano, violín, cajón flamenco, guitarra, audioperceptiva y composición. Durante varios años participó en un coro y actualmente sigue con sus estudios de canto.

Ha incursionado en la cerámica, el vitreaux, la vitrofusión y el mosaiquismo. Desde el 2013 asiste al taller de Alberto Morales donde realiza obras de formatos amplios en acrílico, pastel tiza y pastel al óleo. Su tema preferido es el cuerpo humano y su desestructuración. También realiza collages y dorado a la hoja.

Vive en Buenos Aires con Gustavo, su marido desde hace 18 años, y sus dos hijas. En su tiempo libre escribe oscuros relatos cortos que pocas veces tienen que ver con la felicidad o el amor. (“¡Escribite una de Disney!”, insiste Gustavo pero ella nunca hace caso). Nacida en una familia de actores nunca se atrevió a la actuación (pero quizás…).